Redes sociales por intereses

Si algo puede achacarse a las redes sociales pese a sus innumerables utilidades, es sin duda el carácter extremadamente transversal que tienen. En ocasiones su usan tanto para las relaciones de amistad, como para las relaciones laborales, como para las relaciones familiares. Deberíamos reflexionar si es sano que esos espacios estén mediados por la misma red social cuando en realidad durante siglos han sido perfectamente delimitados en nuestra cotidianidad.
Es por este motivo que ciertas redes sociales como LinkedIn son una respuesta eficaz a dicha masificación. De todos modos no es el único ejemplo. En otra línea encontramos la cada vez más conocida CPOnet, una red social destinada a los negocios y a las empresas que es todo un modelo por su difusión y utilidad.
Con más de 16.000 comparadores, 500 proveedores y casi 10.000 empresas españolas afincadas, de las cuales 26 forman parte del Ibex 35, resulta una forma de entender las redes sociales muy distinta a lo que estamos acostumbrados. Se erige como un espacio que dinamiza las posibilidades de venta de los negocios y que facilita las compras a los usuarios.
Probablemente pese a la concentración primera de redes sociales, el futuro que nos depara irá en esta misma línea, en la creación de una red social para cada tema de interés con suficientes interesados.

Los comentarios están cerrados.